Proteína de guisante, denominador común de la línea capilar de Fabiola

Ya hemos visto en otras ocasiones cómo muchas veces los alimentos y la cosmética van de la mano, formando un buen equipo. Esta vez hablamos de la proteína del guisante, esas legumbres pequeñas verdes y redondas que sin saberlo pueden llegar a proporcionar múltiples beneficios para el cuidado de nuestra piel y del cabello gracias a sus propiedades reparadoras, nutritivas, fortalecedoras y suavizantes.

En un mundo saturado de productos capilares convencionales que prometen resultados muchas veces imposibles, la línea capilar de Fabiola opta por fórmulas limpias para un cabello natural, sano y libre de tóxicos y sin sulfatos. Los champús de Fabiola cubren todas las necesidades básicas del cabello: nutrición, hidratación, limpieza y suavidad.

Uno de los elementos naturales que comparten todas las formulaciones de su línea capilar es la proteína de guisante. Aunque también funciona muy bien en el cuidado de la piel, actualmente es más popular en las formulaciones del cuidado del cabello ya que se considera una solución muy eficaz para enfrentar todos los signos del paso del tiempo y envejecimiento en el pelo. Además de ofrecer una poderosa protección antioxidante, este ingrediente hidrata profundamente el cabello que será más sedoso,tendrá mayor volumen y por tanto, parecerá más joven.

Rica en aminoácidos esenciales con altos niveles de lisina, ácido glutámico, ácido aspártico y arginina, la proteína de guisante hidrolizada permite que las partículas más pequeñas de proteínas se unan al cabello, para formar una estructura protectora que previene el agrietamiento y el daño de la cutícula, aumentando la hidratación y retención de humedad en cada hebra del cabello. Su naturaleza protectora también preserva el cabello del daño por altas temperaturas, producido por los secadores y planchas.

Uno de los factores clave para prevenir la rotura del cabello es aumentar la hidratación para que cada mechón sea más flexible y menos propenso a romperse o partirse. Se ha demostrado que la proteína de guisante ralentiza la pérdida de agua de las fibras capilares y las mantiene flexibles y húmedas por más tiempo.

Con los champús de Fabiola conseguiremos un cabello más fácil de peinar, flexible, suave y brillante. ¡Lo que siempre hemos deseado!

Apostando por el respeto al medio ambiente y la economía colaborativa y de proximidad, los productos capilares de Fabiola están fabricados en España y certificados como COSMOS ORGANIC y veganos por CAAE.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.